Mar. Abr 23rd, 2024

Publicidad

Tal Itzhakov, portavoz de la embajada de Israel en Madrid. (Foto: Fuente externa)

EL NUEVO DIARIO, MADRID.- Israel negó este viernes una crisis humanitaria en el sur de la Franja de Gaza, aunque reconoció casos de hambre en el norte del territorio, y acusó al movimiento islamista Hamás de dificultar, incluso impedir, la distribución de ayuda a la población civil.

«No hay ninguna intención por parte de Israel de causar hambre», incidió Tal Itzhakov, portavoz de la embajada de Israel en Madrid, en una videoconferencia con periodistas.

Por el contrario, agregó, hay quienes asumen la versión «manipulada» del ministerio de Salud de Gaza, «controlado por la organización terrorista Hamás», para ejercer «presión internacional» contra Israel.

Aseguró, que Israel ha puesto «mucho esfuerzo» en la parte humanitaria de una guerra en Gaza que no quería, que comenzó con el ataque del brazo armado de Hamás del 7 de octubre en territorio israelí.

Israel «no está limitando» la entrada de ayuda, sino que tiene que revisarla antes para descartar la llegada de armas a Hamás, y trabaja con organizaciones y países para mandar más suministros y coopera «para otras iniciativas humanitarias».

«Queremos ampliar y asegurar la ayuda humanitaria en Gaza, pero no a través de la UNRWA», según la portavoz, ya que Israel ha denunciado que un 17 % de sus trabajadores son «miembros de organizaciones terroristas», sino de otras organizaciones como el Programa Mundial de Alimentos o la ONG World Central Kitchen, del cocinero español José Andrés.

Aseguró que la ayuda aérea que llega a la Franja y la marítima desde Chipre está coordinada «con Israel», y está instalando dos hospitales de campaña adicionales a otros seis.

«El problema no es la cantidad de ayuda que entra, sino la distribución a la gente», pues Hamás está «robando» para venderla en el mercado negro a palestinos y «asustando» a la población civil para no acercarse a los camiones, además de los saqueos de comida, aseguró.

Preguntada por las organizaciones internacionales gubernamentales y ONG que denuncian una crisis humanitaria en Gaza, Itzhakov insistió en que el Coordinador de las Actividades Gubernamentales en los Territorios (COGAT, siglas en inglés), monitoriza la situación a diario.

«Según el monitoreo, podemos determinar que no hay crisis humanitaria en el sur de la Franja y no hay falta de comida. En el norte, en lugares específicos, hay más necesidad y hambre. No es porque no entre ayuda, sino por la distribución interna y las razones mencionadas», comentó en alusión a Hamás.

Fuente

Facebook Comments Box